,

Claves para promocionar una casa rural en Internet y no morir en el intento

El sector turístico es uno de los más importantes para el desarrollo económico de nuestro país y, por tanto, uno de los que más competencia genera entre empresas, tour operadores y agencias especializadas. La competencia es feroz porque la demanda es mucha pero también la oferta, y esto los clientes lo saben, lo que obliga a reinventar constantemente las formas de darse a conocer. Esto se agrava aún más si hablamos de turismo rural, puesto que se trata de pequeños propietarios que no cuentan con los recursos y las posibilidades de las grandes empresas.  Gestionar una casa rural conlleva otra forma de promoción y, para esto, Internet es fundamental. Términos como palabras clave, mercados nicho o web responsive pueden resultar desconocidos para las personas ajenas al marketing digital pero son fundamentales para conseguir una óptima publicidad en esta era digital y globalizada. Por eso, en este post vamos a descubrir qué hace falta para promocionar de forma eficaz un establecimiento rural.

Acotar el campo de actuación. Está claro que una casa rural no puede competir con una gran cadena hotelera ni con las agencias turísticas especializadas, por lo que el enfoque ha de ser distinto. No se puede pretender llegar a la masa de turistas, sino que hay que definir bien el cliente potencial al que se quiere dirigir. Por ejemplo, una casa rural en un bosque conocido por sus setas buscará turistas aficionados a la micología, mientras que un establecimiento con multitud de actividades podrá dirigirse a familias con niños. Definir bien al cliente es el primer paso para una estrategia de marketing online exitosa.

Definir bien las palabras clave. Las palabras clave o keywords son los términos que los usuarios van a usar en un buscador.  Por ejemplo, un aficionado a la micología escribirá casa-rural-setas en un buscador y ahí tiene que salir tu casa rural. Lo mejor es definir un pequeño grupo de palabras clave, reducido pero bien escogido en función del tipo de cliente que buscas. ¡No olvides incluir el nombre de la localidad donde está tu local! Así, en este ejemplo, las palabras clave idóneas serían casa-rural-setas-cuenca-micología. Si tus palabras clave están bien definidas tu establecimiento aparecerá entre los primeros resultados cuando el usuario haga su búsqueda.

Destaca la diferencia. Es importantísimo que uses lo más destacable de tu establecimiento para diferenciarte de la competencia y generar valor añadido. ¿Qué es lo mejor de tu local? ¿Los precios, la localización, las actividades turísticas, el menú? Siguiendo el ejemplo anterior, la casa rural puede ofrecer menús a base de setas recogidas en las proximidades acompañadas de vinos de la zona, lo cual resultará de un atractivo innegable para el aficionado a la micología. Después de una ruta por el bosque, ¡una comida a base de setas y buen vino! Usa lo que te diferencia para promocionarte en todos tus contenidos y conviértelo en una herramienta esencial del marketing de tu establecimiento.

Crea una web útil, accesible y adaptable. Un aspecto fundamental pero que, en muchas ocasiones, no se tiene en cuenta. Hoy en día tener una página web para un negocio es fácil y asequible, por lo que no dudes en acudir a un profesional. Él se encargará de diseñar la mejor web en función de la imagen que quieras dar pero, sobre todo, cumpliendo un requisito fundamental hoy en día: la adaptabilidad. Tu web debe poder visualizarse correctamente en cualquier dispositivo móvil, ya sea un portátil, un smartphone o una tableta. Ten en cuenta que los usuarios de Internet realizan sus búsquedas en cualquier momento y lugar, por lo que la web de tu casa rural debe poder visualizarse correctamente en todo tipo de dispositivos. De lo contrario, la experiencia de navegación será pésima y estarás dando una imagen arcaica y atrasada. De igual forma, deberás permitir que todo el proceso de reserva y pago pueda realizarse online, haciendo el proceso fácil, rápido y sin necesidad de intermediarios. Además, con ello estarás facilitando el turismo extranjero.

Do you speak English? Yes, of course! ¿Hace falta destacar la importancia de los idiomas hoy en día? Pues sí porque es un aspecto que se suele descuidar ante la errónea de creencia de que un establecimiento pequeño solo va a atraer a turistas locales. Hoy en día el mundo está tremendamente globalizado y no es raro encontrar a turistas vietnamitas haciendo el Camino de Santiago o chinos disfrutando de la Feria de Abril. No solo las grandes fiestas son conocidas en el extranjero, a los turistas les gusta conocer pequeños lugares y sitios escondidos, por lo que tu web debe estar preparada para dar información en varios idiomas. Lo recomendable es empezar por los principales, como el inglés, el francés o el alemán, pero será necesario analizar el turismo extranjero en tu zona. Por ejemplo, si la micología atrae a turistas japoneses tendrás que incluir su idioma en tu web. También ten en cuenta acontecimientos turísticos o convenciones que se celebren cerca de tu localidad que puedan beneficiarte.

Genera contenidos de interés. No se trata de crear un blog y tenerlo de decoración, hay que actualizar constantemente con contenidos interesantes y atractivos para los viajeros. Se trata de generar interés alrededor de la casa rural mediante informaciones interesantes, útiles o curiosas que atraigan al lector y le hagan interesarse por el establecimiento. En nuestro ejemplo de casa rural en Cuenca, el blog deberá incluir artículos sobre los tipos de setas de la zona, recetas tradicionales a base de hongos, curiosidades, información útil para el viajero como la mejor época para una visita, actividades complementarias, fiestas locales, consejos para recoger setas en el bosque, etc. Toda esta información se combinará con promoción del establecimiento rural, como descuentos, ofertas especiales, servicios premium, etc. El objetivo es dar a conocer el establecimiento, darle información útil para su visita y animarle a que la realice.

Recurrir a las redes sociales. Las redes sociales son una herramienta imprescindible para el marketing online, por lo que hay que manejarlas sabiamente en función de los objetivos a conseguir. Para ello, hay que crear un perfil de empresa con el logotipo, los colores corporativos y toda la información de contacto, como la web, la dirección, el e-mail y el número de teléfono. Los contenidos del blog se deberán compartir en las redes sociales para darles la mayor difusión posible y llegar al público objetivo, sin olvidar las palabras clave. Para un uso más eficaz es necesario crear un calendario editorial que determine la frecuencia de publicación en el blog y las redes sociales, así como las acciones a realizar en ellas como retuits, seguimiento a otras páginas, etc.

 

Como hemos podido ver, son muchas las formas en las que una casa rural puede usar Internet para promocionarse. La clave está en una adecuada planificación, a lo que hay que añadir constancia, paciencia y trabajo, mucho trabajo. ¡El trabajo tiene su recompensa!

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir

Algún comentario?? Anímate! Comparte el Talento!!